Guggenheim
Introducción

VERSIÓN IMPRIMIBLE

Noli me tangere III, 2012
Grafito, papel, cinta adhesiva y pintura sobre papel
152 x 165 cm
Colección del artista
© VEGAP, Bilbao, 2017

Pello Irazu (Andoain, 1963) ha realizado numerosos dibujos a lo largo de su carrera. Sus dibujos no son estudios o bocetos previos para las esculturas, sino que se trata de obras de arte completas en sí mismas. Suelen exponerse junto a sus esculturas, siendo tratados como elementos equivalentes e inseparables.[1] Parten de escenas o elementos cotidianos esquemáticos, como rostros u objetos, de los que el artista realiza una abstracción.[2] Para Irazu, estos dibujos no son “dibujos de escultor”, sino propiamente “esculturas”[3], que define como “esculturas de pared” o “pantallas espaciales.”[4] Al aplicar algunas técnicas de la escultura a esta disciplina, los dibujos mantienen un carácter escultórico; en ellos, Irazu aborda los problemas que surgen en las relaciones que se establecen entre nuestros cuerpos, los objetos, las imágenes y los espacios.[5]

En Noli me tangere III, como en otros dibujos de esta época, Irazu integra distintos materiales, que le permiten aludir a lenguajes diferentes.[6]   Además de grafito, utiliza cinta adhesiva para marcar la construcción de las formas creadas y subrayar más eficazmente la espacialidad proyectada.[7] La cinta adhesiva se aplica directamente sobre el papel y el artista pinta encima de la cinta con diferentes colores. Las tiras adhesivas señalan la construcción de la formas, pero sin renunciar a su simultánea condición de “barras” de color y a la tensión del gesto que registra cada pincelada.[8] En definitiva, se puede afirmar que las cintas adhesivas de Noli me tangere III cumplen una doble función: redibujan las formas  y al mismo tiempo aportan textura a la composición final.[9] Además, el uso de la cinta adhesiva en este caso convive con varios estratos de soportes superpuestos: sobre el papel de fondo se disponen un conjunto de papeles con grafito, creando una trama laberíntica y, sobre ellos, las cintas adhesivas pintadas.[10]

En Noli me tangere III, Irazu reproduce desde diversos puntos de vista el perfil y el volumen básico de una de sus temáticas predilectas: las esculturas-silla. El artista transforma un objeto cotidiano, la silla, reconstruyéndola de tal modo que genera extrañeza y pierde su función original. La silla modificada, sin funcionalidad, produce una sensación de desplazamiento. Nos encontramos con algo reconocible y cotidiano, pero a la vez extraño. El artista utiliza como fuente sus propias fotografías del proceso de elaboración de sus esculturas-silla, y lleva a cabo sobre el papel una experimentación de las diferentes formas. De esta manera, Irazu consigue crear un mapa indescifrable donde se pierde el referente real y cobra sentido únicamente una masa de volumen creada por el propio trazo en negro sobre blanco.[11]

Preguntas

Observa y describe la obra Noli me tangere III (2012). ¿Qué ves? ¿Puedes explicar las formas dibujadas por Irazu? ¿A qué te recuerdan?

Para realizar esta obra, el artista utiliza, además de grafito para dibujar, trozos de papel y cinta adhesiva, que pega sobre el papel de base. ¿Por qué crees que utiliza el material de esta manera? ¿Qué efecto querría conseguir? ¿Crees que logra su objetivo? ¿Por qué?

Una vez colocada la cinta adhesiva, Irazu la pinta. ¿Cómo cambiaría el resultado final si pintara directamente sobre el papel y no sobre la cinta? ¿Cuál sería la diferencia?

Irazu llama a sus dibujos “esculturas de pared”. ¿Por qué crees que las denomina así? ¿De qué forma crees que están relacionados el dibujo y la escultura? ¿Piensas que con su obra logra realizar “esculturas de pared”? ¿De qué manera?

Observa otras piezas de la exposición, como Conmutador (Switch, 1997) y Sombra, 2002. ¿Qué relación encuentras entre ellas y Noli me tangere III? ¿En qué se parecen y en qué se diferencian las tres?  Muchas de estas piezas, en las que Irazu emplea sillas o materiales cotidianos de su entorno, surgen durante la creación de otras obras.[12] ¿Te ha pasado alguna vez que, haciendo un dibujo o un boceto,  te surja la idea de otra cosa? ¿Qué sueles hacer para no olvidarte de esta nueva idea?

Actividades

Crea una obra “al estilo” de Irazu

Busca una silla que te guste por algún motivo y dibújala desde distintos puntos de vista, superponiendo diversas perspectivas en una única hoja de papel. Muévete hacia la izquierda o hacia la derecha; puedes modificar tu perspectiva subiendo o bajando tu punto de vista para ir enriqueciendo tu dibujo. Cuando termines, obtendrás un dibujo en diferentes posiciones, que reflejará múltiples perspectivas. Después, utiliza cinta adhesiva de papel para marcar algunas de las líneas que consideres que puedan ser interesantes. Puedes pintar con lápices de colores las cintas, logrando diferentes tonalidades. Expón tu obra junto a la de los demás compañeros y coméntala. ¿En qué se parecen y en qué se diferencian?

Escribe una historia

Imagina que puedes adentrarte en esta obra de Irazu. ¿Dónde te encuentras? ¿Adónde irías? ¿Hay alguien más contigo? ¿Por qué estás en este lugar? ¿Qué sucede? Escribe una historia basada en estas ideas.

Notas

[1]La vida del espacio. Galería Soledad Lorenzo. Madrid, 2002.
[2]Pello Irazu. Fragmentos y durmientes. Artium, 2003.
[3]La vida del espacio. Galería Soledad Lorenzo. Madrid, 2002.
[4]http://www.artium.org/es/explora/exposiciones/item/55749-fragmentos-y-durmientes.-pello-irazu
[5]https://www.guggenheim-bilbao.eus/exposiciones/pello-irazu-retrospectiva/
[6]Audioguía de la exposición Pello Irazu. Panorama.
[7]La vida del espacio. Galería Soledad Lorenzo. Madrid, 2002.
[8]La vida del espacio. Galería Soledad Lorenzo. Madrid, 2002.
[9]Pello Irazu. Fragmentos y durmientes. Artium, 2003.
[10]Audioguía de la exposición Pello Irazu. Panorama.
[11]Audioguía de la exposición Pello Irazu. Panorama.
[12]Audioguía de la exposición Pello Irazu. Panorama.

VERSIÓN IMPRIMIBLE