Guggenheim

La pieza El tiempo lento del cuerpo que es piel (O tempo lento do corpo que é pele, 2012) es una escultura informe realizada mediante nozinhos o nudos pequeños, una técnica popular original de las montañas próximas a Río de Janeiro.

Neto vincula los conceptos de piel y de paisaje: "La idea de la piel es muy importante en todas mis obras. La piel como lugar de existencia, como lugar de diálogo entre nuestras vibraciones internas y externas. Veo el cuerpo en gran medida como un paisaje ─como un mar, un campo─; y la escultura también es un paisaje. La mirada hacia nuestro interior es una práctica constante hoy en día, y esta introspección es un motivo de inspiración para mi obra: el micromundo del paisaje, el paisaje biológico. O tempo lento es un ejemplo claro de ello: se puede ver como una montaña y/o como un animal (…) En esta pieza se aclara la idea de la transición desde el cuerpo hasta el paisaje. Esta transición es fundamental. Normalmente, mis obras son transparentes, la parte textil de las piezas son las que aportan esta transparencia. En esta obra sucede lo contrario. El contenido está oculto y la alfombra muestra su propio volumen, puede que simbólicamente el volumen de algo oculto. El espacio-tiempo en esta pieza se relaciona más con los pequeños nudos, las células, que generan la superficie. La pieza está realizada por la cooperativa de mujeres COOPA-ROCA. Hay algo interesante para mí sobre el tiempo que tardan en realizar su trabajo nudo a nudo, el tiempo que tardan en revelar el contenido invisible".

Por favor no tocar la pieza situada en el centro de la sala.