Guggenheim

Artista: Naia del Castillo
Curso: 2º
Profesora: Leire Pinedo
Colegio Markonzaga   

A partir de la visualización de vídeos de artistas que trabajan en sus estudios, ubicados en distintas partes del mundo, los escolares descubren el concepto de diversidad, y surgen preguntas sobre el contexto en el que crea cada artista, o sobre las diferencias que existen entre ellos en cuanto a edad, características físicas, procedencia o género.

Un ejercicio plantea retratar al compañero: fijarse en la forma de sus ojos, el cabello, etc. Después, los alumnos fotocopian los retratos resultantes y los trocean, mezclando los fragmentos para configurar nuevas caras sobre una cartulina de espejo. Finalmente, la propia cara se refleja en el espejo, pero completada con partes de los rostros del resto de clase. Este ejercicio plantea una pregunta: “¿De qué color es la piel?”. Angélica Dass y su Pantone de más de 3.000 pieles les inspira para tomar fotografías de la diversidad de las manos de cada uno y crear un libro “Pantone” con manos de 17 tonos distintos, que se trasladan a pinturas y esculturas.

Los escolares realizan performances y juegos explicando dos ideas contrarias: la colaboración y el rechazo. El mundo no solo puede contemplarse desde una perspectiva única, sino desde diversas. Si tomas un folio y lo colocas delante de los ojos, no verás nada que no sea el folio. Si abres un agujerito, verás a través del papel y, si abres muchos agujeritos, tendrás una percepción más completa de lo que hay ante ti. Cada alumno crea una escultura con forma de catalejo; si los juntamos todos, logramos una visión más amplia.

Naia del Castillo resume el curso:

“Este año, los niños de segundo de la escuela Markonzaga de Sestao y su profesora Leire, con sus ganas y su atención, me han permitido crear un ambiente de trabajo perfecto, en el que hemos combinado ejercicios, juegos y reflexiones sobre la obra de artistas como Vermeer, Marina Abramović, Mark Rothko o Angélica Dass. De esta manera, poco a poco hemos ido desenmarañando el concepto que el colegio quería desarrollar: la multiculturalidad”.

“Hemos hecho arte. Todo me ha gustado. Lo he pasado superbién. En el Museo hemos visto arte y laberintos. Hemos jugado al juego de YO, TÚ y NOSOTROS. Nos han quedado unas fotos muy bonitas. Animaría a nuestros amigos a tomar parte en una actividad de este tipo”.

Leire Pinedo resume así el curso:

“Los escolares de 2º curso han colaborado muy bien en este proyecto, trabajando la multiculturalidad a través de actividades y técnicas muy diferentes. Se han conseguido los objetivos planteados al inicio del curso, como la mejora del trabajo en grupo y del uso del euskera. La metodología empleada ha sido motivadora, interactiva y ha fomentado las relaciones entre los alumnos. Todos han participado con ganas y han disfrutado. Para todos ha sido una gran experiencia, muy recomendable”.