Guggenheim

20 de noviembre, 2020 - 30 de mayo, 2021 (Fechas pendientes de revisión)

Pionero de la abstracción y reconocido teórico de la estética, Vasily Kandinsky (Moscú, 1866–Neuilly-sur-Seine, Francia, 1944) se cuenta entre los renovadores del arte de comienzos del siglo XX. Kandinsky buscaba liberar la pintura de sus lazos con el mundo natural y, al hacerlo, descubrió un nuevo tema que le ocuparía toda su vida basado únicamente en la “necesidad interior” del artista. Procedentes fundamentalmente de los ricos fondos de la Solomon R. Guggenheim Foundation, las obras de esta completa exposición, que consta de pinturas y obras sobre papel, traza la evolución estética de Kadinsky a lo largo de toda su trayectoria.

Tras instalarse en Baviera en 1908, Kankinsky contibuyó a fundar el grupo de Múnich El jinete azul (Der Blaue Reiter), un conjunto poco cohesionado de artistas que compartían el interés por el potencial expresivo del color y la resonancia simbólica, y a menudo espiritual, de la forma. Tras un periodo muy prolífico, Kandinsky se vio obligado a abandonar Alemania debido al estallido de la Primera Guerra Mundial, y, en última instancia, regresó a su Moscú natal. En aquella ciudad, su vocabulario pictórico comenzó a reflejar los experimentos utópicos de la vanguardia rusa, como el énfasis en las formas geométricas para establecer un lenguaje estético universal. Tras la guerra, Kadinsky empezó a impartir clases en la Bauhaus, la escuela alemana de arte y diseño aplicado que compartía su creencia de que el arte es capaz de transformar al individuo y a la sociedad. Sin embargo, el artista tuvo que abandonar Alemania una segunda vez cuando la Bauhaus fue clausurada por los nazis en 1933. Junto con su esposa, Nina, se trasladó a un suburbio de París, donde experimentó con diferentes materiales, creando obras imaginativas en las que combinó pigmentos y arena. Sus composiciones de esta última época se asemejan a minúsculos mundos llenos de seres vivos, algo claramente debido a su contacto con el Surrealismo y a su interés por las ciencias naturales, especialmente la botánica, la embriología y la zoología.

La historia de la Fundación Guggenheim está más vinculada al trabajo de Kandinsky que al de otros artistas. El industrial y fundador del Museo, Solomon R. Guggenheim, comenzó a coleccionar su obra en 1929 y su entusiasmo por el arte moderno condujo a la inauguración en Nueva York del Museo de Pintura no Objetiva, antecesor del Solomon R. Guggenheim Museum. En la actualidad, el Guggenheim posee más de 150 piezas de este artista fundamental.

Comisaria: Megan Fontanella

Vasily Kandinsky
Líneas negras (Schwarze Linien), diciembre de 1913
Óleo sobre lienzo
129,4 x 131,1 cm
Solomon R. Guggenheim Museum, New York
Colección Fundacional Solomon R. Guggenheim, Donación
© Vasily Kandinsky, VEGAP, Bilbao 2020